Marca personal y funcionarios

¿Necesita una persona que trabaja en una administración pública tener una marca personal?

Si me lo preguntan a mí, contesto que si, que sin ninguna duda. Mi interés por el tema de la marca personal comenzó hace unos años a raíz de estar trabajando en un servicio público de empleo, ya que una parte importante del nuevo escenario laboral pasa por la construcción de una marca personal que sea capaz de generarnos nuevas oportunidades profesionales.

Mientras leía y aprendía sobre marca personal de Andrés Pérez Ortega, Eva Collado Durán, Ximo Salas, Alfonso Alcántara, Ami Bondía, Paula Fernández OchoaAlex López,  Guillem RecolonsCelia Hil y otros muchos, pensé que porqué no todos esos conocimientos que yo transmitía a aquellas personas que estaban buscando empleo no me los “autoaplicaba” y los ponía en práctica. Y eso es lo que hice, y lo que sigo haciendo a día de hoy.

Amalia López Acera - Marca personal

Si preguntamos a muchas personas que están trabajando en un administración pública te dirán que para qué necesitan ellos tener una marca personal, un blog o una cuenta en LinkedIn. El argumento más habitual que se repite es el de “si yo ya tengo trabajo” (aquí os dejo 8 razones para que un funcionario utilice LinkedIn).

Pero es que la marca personal va mucho más allá de conseguir un empleo. La marca personal no es algo que tenemos que dejar arrinconado una vez hemos encontrado trabajo o a lo que no tengamos que dedicarle tiempo si ya lo tenemos. La marca personal es algo que es inherente a todos nosotros como personas y como profesionales, y el hecho de no contar con una marca personal también es una forma (aunque negativa) de tenerla.

¿Qué es lo que nos puede aportar la marca personal a los funcionarios?

  1. Conocer a otros compañeros que trabajan en otras administraciones públicas y poder intercambiar información, experiencias, hacer consultas… con lo que contaremos con más recursos para realizar nuestro trabajo. La aparición de redes sociales específicas para funcionarios son un ejemplo del poder que tienen estas redes de contacto profesional en la administración pública.
  2. Acceder a contenido de interés que comparten otros profesionales, entidades, administraciones públicas, etc. con lo que estaremos mucho más informados de todo lo que compete a nuestro ámbito profesional.
  3. Nuevas oportunidades profesionales para colaborar en otros proyectos que incluso se pueden materializar en nuevas ofertas laborales a través de una comisión de servicios en otra administración pública o incluso en una empresa privada.
  4. Nos permite conocernos mejor como profesionales. La construcción de una marca personal lleva intrínseco un proceso de autoconocimiento que nos permite conocer en qué ámbitos o aspectos somos buenos, y por contra, en aquellos otros en los que no lo somos tanto.
  5. Aprender a utilizar nuevas herramientas para ser capaces de elaborar una infografía, escribir un tuit o diseñar un blog, con lo que seremos mucho más versátiles a la hora de desempeñar nuestro trabajo. Además, estaremos en continúo aprendizaje ya que estas herramientas están en cambio permanente con lo que nos volveremos mucho más dinámicos y con menos resistencia al cambio.
  6. Dar visibilidad al trabajo que realizamos con lo que pondremos en valor el trabajo que se realiza desde las administraciones públicas. Muchas empresas y entidades se “sorprenden” del trabajo y la valía de muchos empleados públicos y han sido conocedores de ello a través de sus publicaciones en redes sociales o siguiendo sus blogs.
  7. Mejorar nuestra imagen profesional y personal. Desde el momento en que somos nosotros los que controlamos la imagen que se proyecta de nosotros y no dejamos que sea Google quien decida por nosotros ya estamos ganando. Las administraciones públicas se asemejan en ocasiones a entes impersonales en los que terminan diluyéndose las personas. La marca personal nos permite diferenciarnos del resto porque no todos somos iguales, ni tenemos la misma motivación, ni desempeñamos el trabajo de la misma manera y eso nos lo permite hacer la marca personal.

Si tuviera que resumir en mi caso lo que me ha aportado la marca personal sería sin duda el hecho de que ahora soy mucho mejor profesional de lo que era antes, y sólo por eso, ya merece la pena.

3 thoughts on “Marca personal y funcionarios

  1. Buenas tardes..!!!

    Soy empleado público municipal desde hace más de 12 años.

    Felicitarte por este artículo del que espero haga reflexionar a muchos compañeros de las diversas administraciones. Marca personal e identidad digital son poderosas razones para mejoran la productividad, los conocimientos y el buen hacer de multitud de profesionales de diversas áreas en la Administración (local, autonómica o nacional).

    Señalas aspectos tan importantes como la fuente de conocimientos, contenido, oportunidades, nuevas herramientas, visibilidad e imagen que considero vitales para cualquier profesional con independencia de dónde se trabaje, y considero imprescindibles en los tiempos que corren. Desarrollar y desplegar una marca personal nos hace mejores profesionales y mejores personas; En mi caso he acuñado “compartir información y crear sinergias” como la definición de mi marca personal.

    Ese fue mi objetivo cuando inicié http://www.muñozparreño.es, aunque debo reconocerte Amalia que durante este tiempo he tenido algún comentario/anécdota de compañeros de la Administración que no han entendido que la profesionalidad y el buen hacer pasan por una buena marca personal con los aspectos que señalas en el artículo; por tanto, quiero agradecerte la elaboración de este artículo que define a la perfección el porqué los empleados púbicos debemos tener una marca personal.

    Un saludo..

  2. Felicidades Amalia. Creo que es muy buen artículo y pienso además que la administración pública debería incentivar de algún modo (ya que no existe por lo general el “motu propio” en el mundo funcionarial) la difusión o promoción de ls marca personal. Sería, sin lugar a dudas, un aspecto positivo dentro del anquilosado universo de la administración pública.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *